Cómo incorporar nuevas tendencias de decoración en el hogar

Las tendencias en decoración van y vienen como sucede con la moda, y de la misma forma algunas de estas no son para nada agradables a la vista por lo que nunca conviene seguirlas al pie de la letra sino adaptarlas a la óptica y buen gusto de cada uno.

La mayoría de las nuevas tendencias en decoración duran un corto tiempo y no siempre están relacionadas entre sí,  o bien también sucede que algunos aspectos de un estilo pasado se siguen empleando en las nuevas propuestas que vendrían a ser una versión “renovada” de las anteriores.



Cómo incorporar nuevas tendencias de decoración en el hogar

Es por estas razones que para estar a la moda no hace falta redecorar todo cada seis meses, sino diseñar los espacios una sola vez de modo que sean agradables para quienes habitan la casa y funcionales de acuerdo al estilo de vida. De este modo para renovar la casa solo es necesario hacer cambios pequeños y graduales con algunas de las tendencias correctas.

A menudo las nuevas tendencias tienen que ver con los colores más recientes, o estilos de muebles, patrones, telas, etc. Sin embargo, no es necesario comprar muebles nuevos o repintar cada vez que se impone un nuevo estilo, la clave está en mantener las grandes piezas a largo plazo y los pequeños accesorios por corto tiempo.

Se pueden añadir los colores de moda y estilos en pequeñas dosis de vez en cuando. Hay que pensar cómo cambiar las cosas pequeñas, como almohadas, mantas, accesorios, pantallas de lámparas, obras de arte o incluso alfombras nuevas cada cierto tiempo, pero no así con las cosas grandes como sofás y mesas de comedor.

En verdad las tendencias en el diseño vienen y se van rápidamente, por ejemplo su un color está en pleno auge no hay que apresurarse por probarlo pintando toda la casa con él, sino incorporarlo en pequeñas dosis como una almohada o un florero, algo pequeño que se pueda cambiar fácilmente  antes de hacer una renovación importante como la pintura.

En caso de que realmente se ame un color de moda o un estilo en particular, lo ideal es tratar de incorporarlo de a poco durante un tiempo antes de hacer un cambio radical en el hogar. Ya después arremeter con esta modificación, pero solo en una habitación y no en toda la casa.

Otra cosa a considerar es que al igual que sucede con la moda, no todas las tendencias se ven bien en todas las casas ni son adecuadas para todas las personas. Es importante saber discernir sobre lo que realmente funciona para un hogar en particular como para quienes lo habitan.





Puede Interesarte


Comenta este articulo