Claves en la incorporación del color para cada habitación (II)

Como hemos visto en la primera entrega de este post (Claves en la incorporación del color para cada habitación (I), el color es un elemento clave en el diseño de un ambiente porque siempre está presente, no existe lugar alguno carente de tonalidades.

Las pequeñas decisiones de colores que uno emplea cuando comienza a decorar no son las únicas, también están las medianas y las grandes decisiones.



Claves en la incorporación del color para cada habitación (II)

En este post veremos estas otras dos cuestiones de tamaña importancia. No olviden chequear la primera parte de la nota, para contar con la información completa.

opciones medianas color

Decisiones de color medianas

Estas decisiones abarcan a los muebles de la habitación, como ser sofás, mesas de comedor o bibliotecas.

Van más allá de las primeras que hemos visto, y por ende requieren de un compromiso más grande. Es mucho más dificultoso el mover, reemplazar o retapizar un sofá que cambiar una simple funda de almohadas, jarrones o piezas de arte.

Además de ello, la incorporación del color a mediana escala tiene mayor impacto en la sensación que da un espacio. Su efecto es determinante en la historia del tono de una habitación.
Los artículos pequeños tienen que ser usados en cantidad para que tengan este efecto, en cambio las opciones “medianas” no.

Por ejemplo, un ambiente con tonos neutros cálidos en las paredes y el suelo adquiere un carácter importante si por ejemplo incorporamos muebles grandes y de centro en color negro, como ser sofás, mesas y artículos de entretenimiento.
También hay que tener en cuenta que las opciones de color medianas no se limitan a los muebles, sino que también aplica a las alfombras y cortinas, las que deben combinar con el mobiliario.

opciones grandes de color

Decisiones de color grandes

Las grandes decisiones se refieren a las cosas que son capaces de definir las habitaciones, como es el caso de las paredes, techos y pisos. Son el mayor compromiso de color que se puede hacer en un espacio.

Ya sea que se las incorpore en papeles tapiz o pinturas, el tiempo, el esfuerzo y el gasto relativo en cuestión es muy significativo, por lo que hay que estar seguro y hacerlo bien desde el vamos.
El dar color a estas regiones de un ambiente es el mayor impacto que se puede conseguir.

Por ejemplo, una pintura púrpura en el techo proporciona la mayoría de color si se la contrasta con paredes y suelos blancos.
No está de más el repetir esta brillante tonalidad en pequeños estallidos de color en accesorios de arte en la pared y demás adornos en los muebles. Por otro lado, las opciones de color media irían a aplicarse en los muebles para reforzar la gama de colores que define el resto de la habitación.





Puede Interesarte


Comenta este articulo